Presidente de Ecuador Rafael Correa: “Vamos a la segunda vuelta y los volveremos a derrotar el 2 de abril”

Publicado el

El presidente, Rafael Correa, dijo este miércoles que el movimiento oficialista Alianza PAIS ganó las elecciones del domingo pasado al lograr el primer lugar con el binomio de Lenín Moreno y Jorge Glas, alcanzar una mayoría absoluta de legisladores (entre 74 y 75 asambleístas), varias representaciones al Parlamento Andino y la aprobación de la consulta sobre paraísos fiscales.

No obstante, mencionó que quedaron a medio punto de lograr un triunfo en primera vuelta y dijo que pudieron existir errores sistemáticos en el escrutinio, una manipulación de la información que abonó el escenario para que la oposición instale el discurso del fraude que, a su criterio, es para mitigar la derrota por la victoria “aplastante” de Alianza PAIS.

“Vamos a la segunda vuelta, y los volveremos a derrotar el 2 de abril (fecha en la que está programada la segunda vuelta)”, dijo proyectando la posibilidad de un balotaje.

“Se viven momentos intensos en una democracia vibrante”, dijo el mandatario en un encuentro con corresponsales de prensa en el Palacio de Gobierno donde deploró que algunos grupos hayan recurrido a la violencia alegando un supuesto fraude secundados por ciertos medios de comunicación en los resultados de la elección de presidente y vicepresidente de la República.

De acuerdo a los últimos datos, contabilizadas el 98,76% de las actas, Moreno y Glas registran el 39,38% de sufragios, y el binomio Guillermo Lasso-Andrés Páez, 28,16%. En Ecuador, para ganar en primera vuelta se requiere el 40% de votos.

“Es una victoria aplastante”, dijo y destacó la diferencia de un millón de sufragios a favor de Moreno, exvicepresidente de la República y enviado especial (entre 2013 y 2017) del secretario de la ONU para las personas con discapacidad.

En un escenario de segunda vuelta, sostuvo que todas las encuestas indican que el binomio de Alianza PAIS ganaría. Asimismo, que el candidato más fácil de derrotar es Lasso, que tiene el techo más bajo, y registra antecedentes nefastos como ser ministro del gobierno de Jamil Mahuad, que decretó un feriado bancario en medio de la peor crisis financiera en la historia del país.

“En el escenario de una segunda vuelta, nuestro mejor contrincante es Lasso. Sabemos los millones que tiene, la ayuda de la prensa nacional e internacional (…) la decisión final está en manos del pueblo ecuatoriano. Si gana la derecha, esa es la democracia. Ojalá le vaya lo mejor posible, aunque lo que están proponiendo quebrarían al país en tres meses”, manifestó.

Gran parte de este conversatorio, que se extendió a más de dos horas, el jefe de Estado, presidente de Alianza PAIS, a analizar los resultados electorales lamentando el “mal procedimiento” en el conteo de votos que lo calificó como un “error sistemático”, que llevó a que la oposición arme un “show de la nada” que incluso ha derivado en acciones violentas.

El presidente Correa dijo que se subestimó el porcentaje del candidato ganador y se sobreestimó el del candidato perdedor (Lasso). Y que entre otras irregularidades, se empezó a ingresar primero los votos donde menos porcentaje tenía Moreno. “Sesgaron el ingreso de datos”, sostuvo Correa. Lo que fue corroborado por César Navas, ministro coordinador de Seguridad Interna y Externa quien mencionó también que se han detectado inconsistencias en los votos del exterior.

“Sucedieron cosas bastante especiales, por decir lo menos. Nos quedamos a medio punto de ganar en una sola vuelta. Por eso toda la violencia que ustedes ven no es para discutir quién es el ganador es para ver si llegamos o no a la segunda vuelta, y no querían que se cuenten los votos”, subrayó.

“Festival de demagogia”

El presidente Correa no cree que exista un reposicionamiento de la derecha, a su criterio se mantiene una correlación.

Dijo que las propuestas del candidato de derecha son “un festival de demagogia”, en muchos casos temas que caen en inconstitucionalidades, que no puede hacer directamente un presidente.

Por ejemplo, plantear una consulta popular para desmontar el “aparato Correísta”, lo que se comprende porque ahora se obliga a ciertos sectores de la sociedad a pagar impuestos. O, consulta para nombrar a las autoridades de control, lo que significaría que Lasso ponga a sus allegados en esas funciones.

“Por supuesto que quiere desmontar el aparato Correísta, que significa luchar contra la evasión, que se paguen los impuestos, etcétera, pero muchas de las cosas que él propone son hasta inconstitucionales”, dijo.

Consultado sobre su futuro, reiteró que después de dejar el cargo, el 24 de mayo, viajará a Bélgica, país de origen de su esposa, para dedicar tiempo a su familia y porque su intención, en principio, es retirarse de forma definitiva de la política activa.

No obstante, no descartó regresar al país, en caso de ser necesario para defender lo logrado y “porque uno tiene que estar donde lo exija el momento histórico”.

En este contexto, dijo que en un eventual gobierno de derecha, que sería “catastrófico” para el país, y un escenario de ingobernabilidad se podría recurrir al mecanismo de muerte cruzada, por el cual la Asamblea destituir al presidente y convocar a elecciones.

(Agencia de noticias Andes, Ecuador)

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers