230 Aniversario de la Visita de Francisco de Miranda a Noruega

Escrito por * José de Jesús Sojo Reyes
Publicado el

Se cumplen 230 años de la visita a Noruega del ilustre Precursor de la independencia hispanoamericana Francisco de Miranda. Permaneció en Noruega entre el 8 y el 19 de Noviembre de 1787. Vale la pena recordar esta visita del ilustre viajero, amante de la libertad y luchador incansable contra el poder imperial en el suelo americano.

Este recorrido formó parte de un extenso viaje que inició por el continente europeo el 10 de agosto de 1785 dentro del cual poco más de dos años después entra a Noruega proveniente de Suecia; su largo periplo continuó de los suelos escandinavos al resto de Europa y lo culminó en junio de 1789, con el firme propósito de mejorar lo que el mismo con humildad denominó “mi educación incompleta”, no obstante Miranda era un hombre con formación y carrera militar, dotado de un gran intelecto y contaba con amplios conocimientos de las ciencias y las artes.

En 1781 Miranda ya había conocido la victoria en el campo de Batalla en Pensacola, Florida; cuando como miembro de las tropas independentistas comandado por su gran amigo y jefe Juan Manuel Cajigal, se dirigen al sur de los Estados Unidos.

Miranda a quien en España la inquisición le abrió un proceso con cargos en su contra, decide separarse al menos temporalmente del ejercito español, esperanzado en que las acusaciones en su contra queden aclaradas con el tiempo, entrega carta a Cajigal pidiendo una licencia que le permitiría separarse de su cargo por cuatro años para emprender su viaje en la búsqueda de mejorar su formación.

Miranda nuevamente llegó a los Estados Unidos el 9 de junio de 1783 y recorrió distintas ciudades del país reuniéndose con líderes fundamentales de la independencia de esta nación de la America septentrional; el espíritu de la ilustración que caracterizaba a la ideología progresista de la época es inspiradora de un Francisco de Miranda que se plantea el proyecto de la independencia del territorio hispanoamericano de la corona Española.

El ilustre viajero parte a Londres el 15 de diciembre de 1784, ya radicado en la capital inglesa el 9 de agosto de 1785 inició su viaje hacia el continente europeo, a Leipzig , Dresden pasando por Viena, sigue a Trieste desde donde se dirige a territorio italiano Venecia, Verona, Parma, Bolonia, Florencia, Pisa, Roma, Nápoles , Ragusa desde allí por mar a Patras entra a Grecia, Visita Corinto y Atenas y por el mar Egeo parte a Turquía, donde visita a Esmirna y Constantinopla (Estambul), y continúa hacia Kherson, Miranda transitó en territorio ruso recorriendo un largo trayecto llegando a Kiev, Moscú y San Petersburgo.

En Rusia Miranda cultiva una gran amistad con el Príncipe de Potemkin y este lo lleva hasta la corte de la Emperatriz Catalina la Grande. En su estadía en Rusia gana la estima y la amistad de Catalina y esta le ofrece protección, lo invita a hacerse parte del ejército ruso ante los intentos del gobierno Español de detenerlo, Miranda agradece la oferta y expresa su interés en continuar el viaje que ha iniciado desde hace dos años y aún le falta mucho por recorrer y en su lugar consigue el apoyo de Catalina para seguir emprendiendo su proyecto.

Catalina le otorga una carta de recomendación a Miranda e instruye a sus misiones diplomáticas a lo largo de las distintas ciudades europeas, hacia las cuales el ilustre viajero continuará en su recorrido, a que le brinden el máximo apoyo. El propósito de este visitante con este largo viaje era obtener conocimientos de la cultura, la sociedad, la política, los gobiernos,las instituciones y la vida cotidiana de los pueblos visitados, en cada lugar que llegaba compraba libros, visitaba bibliotecas, cárceles, hospitales, iglesias, instalaciones militares, escuelas, palacios de gobierno, teatros, museos, sentía una gran pasión por la arquitectura, era un hombre de una gran sensibilidad por el arte al igual por las ciencias, su amplia formación le era de máximo provecho el viaje y dialogar con muchísimas personalidades en los distintos campos del conocimiento de las artes militares y de la política, el viajero mostró siempre estar ávido de aprender lo máximo posible de la historia y la sociedad, de la cultura y la vida política de cada uno de los países que visitaba.

Proveniente de San Petersburgo, Miranda parte del puerto de la Isla de Kronstadt llegando a Estocolmo en el mes de septiembre de 1787 e inicia su recorrido en Suecia, desde la capital va diseñando el plan de visitas que hará por distintas ciudades del país, inicialmente visito a Uppsala y a Falun y otras poblaciones para retornar a Estocolmo, de allí el 02 de noviembre parte desde la capital sueca a Noruega, pasando por Karlstad donde el gobernador le selló el pasaporte que le permitiría cruzar las fronteras, luego de la visita a Noruega retornó a Suecia con propósitos de visitar Gotemburgo, Landskrona y Karlskrona para continuar su trayecto a la capital danesa Copenhague y otras ciudades de Dinamarca.

El día 08 de Noviembre, Miranda ingresó a territorio Noruego entró por la frontera que tiene aduana en Magnor, y desde allí se dirige a Åbogen donde pasa la noche en una choza a la luz de una fogata. Continuará su camino en dirección a Christiania donde llega el 10 de Noviembre a las diez y treinta de la noche, al día siguiente, el conocido industrial y comerciante noruego Bernt Anker va a buscarlo al hotel para realizar un recorrido por la ciudad y presentarlo ante personalidades de la misma, Noruega estaba bajo el gobierno del Reino de Dinamarca, en primer lugar va al encuentro con el gobernador Scheel y de allí a visitar distintos lugares de la ciudad y se reúne con diversas personalidades de Christiania en sus residencias, cenas y reuniones sociales, algunas oficinas de gobierno, actividades que desarrolla en los días de su estadía.

Bernt Anker (1746 - 1805). Hombre de negocios propietario de bosques, aserraderos, fundiciones de hierro y otros, hermano de Peder Anker y Jess Anker. Francisco de Miranda compartió con él en su visita a Noruega, muy hospitalario quien ofreció cartas de recomendación a Miranda para ser entregadas a sus amigos en las ciudades Noruegas de Kongsberg, Moss y Fredrikshald, y también a personalidades de otras ciudades de Suecia y Dinamarca.

En horas de la tarde de ese 11 de noviembre, Miranda es llevado por Bernt Anker a cenar a la casa de uno de los más importantes hombres de negocios de la ciudad, también cuñado suyo, James Collett y participan en la misma importantes personalidades y entran en una amena conversación sobre diversos temas, mostrando un gran interés por conocer sobre Noruega, su sociedad, sus actividades comerciales y productivas, sus acompañantes de mesa no perdían la ocasión para que Miranda le comentara sobre el viaje por territorio europeo, así como también sobre su experiencia en los Estados Unidos e Inglaterra. Cenas como ésta se repitieron posteriormente en Casa del Gobernador donde también se organizó una presentación de teatro dirigida por Bernt Anker y fue despedido en una cena en casa de Anker.

Peder Anker ( 1746- 1824 ) Fue un destacado político de Noruega, fue Miembro de la Asamblea Constituyente de 1814 y ese mismo una vez aprobada la Constitución se convirtió en la primera persona electa como Primer Ministro de Noruega cargo que ocupó por dos períodos hasta 1822.

Desde Christiania se organiza el viaje de Miranda por varias ciudades noruegas, contando con el apoyo de Bernt Anker y sus contactos entre amigos, parientes y autoridades de las ciudades a visitar, el 14 de noviembre partió a la ciudad minera de Kongsberg y allí con la compañía de Christian Ernest Heltzen pudo visitar las minas de plata ( Sølvverk ), en primer lugar la Mina llamada Ayuda de Dios en la Necesidad ( Gottes Hilfe in Der Not ), siguió con la denominada Mina del Viejo Duque Ulrichs ( Gamle Herzog Ulrichs) , la academia de Minas (Vergseminaret) de Noruega y luego a conversar con el intendente de Minas Jørgen Hiort.

A su regreso a Christiania Miranda visita la casa de Peder Anker en Bogstad Gård donde admiró la colección de pinturas italianas de la familia Anker y disfrutó de su hermosos paisajes.

Bogstad Gård, Christiania . Al regresar a Christiania proveniente de Kongsberg, Miranda llegó a Vaekerø donde cambia caballos y por caminos en ascenso se dirige a Bogstad Gård, residencia de Peder Anker, al tiempo que Miranda visitó esta hermosa casa, según relata el visitante, en la misma granja observó conserva de vegetales, una caballeriza y cría de vacas.

Al día siguiente, el para entonces Coronel Miranda visitó el fuerte de Akershus (Akershus Festning), seguramente uno de los puntos de mayor interés de su visita a la ciudad, por ser un hombre de formación militar el desear conocer el estado de las instalaciones militares, de las escuelas de formación de sus hombres y el entrenamiento de sus tropas, lo llevo a visitar el arsenal, la ciudadela y estuvo presente en la parada militar del regimiento de Norden Field.

Miranda cultivó amistad con este grupo de hombres noruegos, con ellos estableció contactos tanto en Gotemburgo como en Copenhague y en algunas otras ciudades de sus posteriores visitas. Las correspondencias a ser entregadas a diversas personalidades y los cálidos recibimiento que allí le dieron son prueba de ello.

A su visita a Moss llega a la hoy conocida como “Casa de la Convención” (Conventionsgården) en aquel entonces era la sede administrativa de las fundiciones de acero de Moss (Moss Jernverk) y hace una visita a todas sus instalaciones; también fue a una fábrica de producción de paños muy cerca del lugar, maravillado de las bellas perspectivas de la catarata, también reconoce la ingeniosa producción de electricidad por la fuerza del agua y lo cercano el puerto natural que facilita el transporte comercial de productos de acero, de madera, y de paños hacia Inglaterra y Holanda llenando a sus laboriosos habitantes de prosperidad.

De allí continua su visita a Fredrikshald (Hålden), sin dejar de detenerse en Sarpsborg, en medio del recorrido, donde lo esperaban Paul Thrane, su esposa Marie Christine Dörcher, hija y dos sobrinas, fue recibido por estos con mucha amabilidad e hizo entrega de la carta de recomendación de Bernt Anker, lo invitaron a almorzar carne a la inglesa y bebieron champaña y vino. Salió después con el Señor Thane y un joven que los acompañaba a dar un paseo caminando por al catarata Sarpsfossen, muy cercana al lugar, acomodándose en diversos lugares para gozar de la perspectiva visual de la catarata.

La mansión Bogstad Gård en Christiania en los años finales del siglo XVII. Óleo del pintor danés Elias Meyer.

Al final del día llega a Fredrikshald, quizás una de las cosas que más lo motivó a visitar este fuerte, a parte de conocer de las actividades militares que allí se realizaban, era ver el lugar donde el 30 de noviembre de 1718 fue asesinado el muy prestigioso General y comandante Rey de Suecia Carlos XII a quien el visitante admiraba por sus triunfos en los campos de batalla, distante estaba de compartir su forma de ejercer el poder en forma absolutista. Carlos XII es considerado como uno de los grandes estrategas militares de la historia según C. Von Clausewitz. Miranda realizó un recorrido por el fuerte de Fredriksten y recibió un trato formidable por quienes estaban en la máxima jerarquía del mismo, ademas de ser guiado con mucho entusiasmo por el para entonces Capitan Haxtausen.

El 19 de Noviembre en horas de la tarde culmina la visita de Francisco de Miranda a Noruega, parte desde Fredrikshald hacia la frontera donde cruza el río Svinesund en los puestos de aduana de ambos países, el visitante cruza la frontera en prama portando un pasaporte que le había otorgado en gobernador Scheel en Cristiana, Miranda entra al territorio sueco y se dirige a Gotenburgo.

Muy satisfecho del viaje realizado, de conocer gentes tan gentiles, laboriosas, y generosas. Sus descripciones a la hermosura de la naturaleza en diversos pasajes de su diario reflejan lo agradado que se encontró en suelo noruego, era evidente que sus habitantes guardaba una simpatía ante las ideas que conducen al progreso, ideales de independencia, y que el espíritu de nación estaba reflejado en la población y en personas su clase dirigente que él había conocido.

Vækerø, Christiania en los años finales del siglo XVII. Grabado de Christian August Lorentzen.

Al llegar Miranda al territorio danés entrega correspondencia de Bernt Anker para el también noruego Carsten Anker, su primo hermano, éste miembro de la Familia Anker de Christiania se convertirá en el más allegado amigo de Miranda en Dinamarca, al punto que Carsten Anker invita a Miranda a ser padrino de bautizo de su hijo recién nacido, en febrero de 1788 en la iglesia de la guarnición en Copenhague. Anker quien era amigo muy cercano del Principe Danés Christian Fredrik facilita la conexión entre Francisco de Miranda y el Principe de Dinamarca, país en el que Miranda permanecerá tres meses, posteriormente compartirán correspondencias que reflejan que ambos compartían una gran amistad e ideales.

En 1792 casi cinco años después de su visita a Noruega, Miranda tiene una valiosa participación en la Revolución Francesa como General de sus ejércitos, lo que le atribuyó una importante victoria en la Batalla de Valmy donde fue Mariscal de Campo, su nombre está inscrito en el Arco del Triunfo como uno de los grandes héroes de la Revolución Francesa.

Francisco de Miranda fue el Primer comandante en jefe de las tropas independentistas de Venezuela, convirtiéndose en un militar con participación en tres grandes revoluciones de su época. El para entonces Mayor General Francisco de Miranda le fue otorgado por el Congreso de Venezuela el título de Generalísimo en marzo de 1812; ha sido dado a conocer como el “Precursor de la independencia de América Latina”, no solo por su participación en la acción militar, sino también por sus escritos políticos desde una generación antes de la revolución, que muestra los grandes dotes intelectuales de este ilustre latinoamericano nacido en Caracas, y fue un referente obligatorio para todos lo líderes de la independencia de distintas regiones de Nuestra America, quienes llegaron a visitar a Miranda en su residencia en Londres, allí estuvo Bolívar junto a Andrés Bello y López Méndez en 1810, en una ocasión Miranda dijo “ Mi casa en esta ciudad es y será siempre el punto fijo para la independencia y libertad del continente Colombiano”. Miranda es conocido como “El primer venezolano universal” y “El Americano más Universal”.

En el campo de la Batalla de Valmy donde triunfó el ejército Francés, Francisco de Miranda tuvo una importante participación, su nombre está inscrito en el Arco del Triunfo en París entre los grandes Generales del ejército francés.

Es un merecido homenaje recordar el 230 aniversario de la visita de Francisco de Miranda al suelo noruego, a pesar de ser corta, en ese tiempo pudo cultivar amigos con quienes compartió ideales, expresó estar conmovido por la belleza de su naturaleza y dijo sentir gran admiración por la bondad y laboriosidad de su gente. Sus ideas inspiraron al Libertador Simón Bolívar y a otros próceres de la independencia hispanoamericana en su pensamiento político y en el sueño de lograr una Hispanoamérica soberana, independiente, libre e integrada, convertida en una gran nación.

Comentarios sobre el presente artículo por favor enviarlos a la siguiente dirección electrónica:

fuegodemiranda@hotmail.com

* El autor actualmente es Embajador de la República Bolivariana de Venezuela en Argelia, fue embajador en Noruega entre 2009 - 2014

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers