México: Sube a 67 la cifra de muertos por explosión de oleoducto en Hidalgo

Publicado el

Otras 75 personas resultaron heridas, señaló este sábado el gobernador de Hidalgo, Omar Fayad. El incidente ocurrió en una toma ilegal de combustible en Tlahuelilpan en la que más de 600 personas se encontraban en los alrededores del ducto, de acuerdo con la secretaría de Defensa.

El secretario de Salud, Jorge Alcocer, dijo que por la explosión en un ducto de Pemex en Tlahuelilpan, Hidalgo, una persona más de los 76 heridos falleció, con lo que la cifra aumentó a 67 decesos y 75 lesionados.

“Desafortunadamente hay una baja más”, señaló el funcionario en conferencia de presa esta tarde, junto con Germán Martínez Cázares, titular del IMSS.

Por la mañana, el gobernador de la entidad, Omar Fayad, reportó que el número era de 66 muertos y 76 heridos, en conferencia convocada por el presidente Andrés Manuel López Obrador para informar de los hechos.

El titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio, subrayó que antes de la explosión, un grupo de unos 25 militares que se encontraban en el lugar intentaron disuadir a los pobladores de la zona, pero ellos hicieron “caso omiso y algunos se comportaron un tanto agresivos”.

“Es muy difícil detener 25 hombres a 600, 800 personas”, dijo Sandoval. “Es mejor evitar esa confrontación al verse rebasados completamente por esa cantidad de gente que está en frente de ellos. Es lo mejor para ambas partes retirarse, ha sucedido en muchas otras ocasiones".

Durante la rueda de prensa matutina, el fiscal general de México, Alejandro Gertz, indicó que "no cabe duda" que el incendio es la consecuencia de la toma ilegal de combustible.

Testigos citados por medios indicaron que tras la explosión, las llamas se elevaban a más de 20 metros de altura y que la onda expansiva afectó a decenas de personas que estaban recogiendo gasolina muy cerca de la vía que conecta a Teltipan con Tlahuelilpan.

El fuego tardó varias horas en extinguirse por completo y las imágenes del momento de la explosión, muchas de ellas grabadas por vecinos de la zona, eran desgarradoras con gente con graves quemaduras pidiendo ayuda, o deambulando sin apenas ropa, consumida por las llamadas.

Horas después, mientras decenas de heridos siguen siendo atendidos en varios hospitales de Hidalgo, del Estado de México y de la Ciudad de México, familiares y amigos continúan todavía en el lugar de los hechos con la finalidad de identificar algunos cuerpos.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador llegó al municipio de Tlahuelilpan, en Hidalgo, para acompañar a las víctimas de la explosión ocurrida este viernes en el ducto de Pémex (Petróleos Mexicanos) de esa localidad y que ha dejado, hasta el momento, 67 fallecidos y 65 desaparecidos.

"Estamos consternados por estos hechos, por esta tragedia y queremos antes que nada ofrecer nuestro más sentido pésame a los familiares de las víctimas e informarles que todo el Gobierno está con ellos", dijo el mandatario en una rueda de prensa ofrecida en el lugar.

López Obrador aseguró que en este momento lo más importante es tratar de salvar la vida de los sobrevivientes y ayudar a las familias de los fallecidos.

Asimismo, comprometió a su Gobierno para que se esclarezca la verdad de los hechos y se haga valer la justicia. Palabras que fueron reforzadas por Fiscalía, presente también en el lugar.

El mandatario se mostró firme ante el contrabando de combustible que actualmente azota al país, y que originó el robo en el que participaban las víctimas del siniestro.

"No vamos a detenernos, vamos a erradicar esto, que no solo daña materialmente, no solo es lo que pierde la nación por este comercio ilegal, comercio negro, este mercado negro de combustibles, sino el riesgo, el peligro, la pérdida de vidas humanas", dijo López Obrador.

(Agencias, La Jornada, Univision)

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers