Duelo de conciertos en la frontera de Venezuela

Publicado el

La lucha política en Venezuela se transformó desde este viernes, al menos por algunas horas en una batalla de las bandas, cuando músicos que reclaman que el presidente Nicolás Maduro permita el ingreso de ayuda humanitaria y aquellos que respaldan su negativa canten y toquen en conciertos a ambos lados de un puente fronterizo donde están almacenadas toneladas de alimentos y medicamentos donados.

Y mientras la atención del mundo se posa en la zona fronteriza donde se realizarán el viernes los conciertos, las tensiones políticas aumentaban en el sur de Venezuela: una indígena murió al recibir un disparo y 12 más resultaron heridos en un enfrentamiento con militares en la frontera venezolana con Brasil.

El alcalde de la comunidad gran Sabana, Soraida Rodríguez, dijo a The Associated Press que el enfrentamiento se dio entre miembros de la etnia pemón con los militares.

En el norte de Venezuela, en la frontera con Colombia, la gente se preparaba para los conciertos que pondrán el escenario para un enfrentamiento entre el gobierno venezolano y líderes opositores que han prometido atraer a multitudes el sábado para tratar de ingresar la ayuda que Maduro ha jurado que no aceptará.

El multimillonario británico Richard Branson patrocina un concierto que tendrá a decenas de músicos, incluyendo el astro colombiano Juanes en un lado del cruce fronterizo que funcionarios colombianos han bautizado “Puente Unidad”, al tiempo que el gobierno socialista de Maduro ha prometido un festival de tres días llamado “Manos Fuera de Venezuela” en el otro lado.

Miles de personas se reunieron desde temprano en un campo abierto en el lado colombiano. Muchos iban vestidos de blanco y portaban banderas venezolanas.

El dirigente opositor David Smolansky aseguró que los ojos del mundo estarán puestos en Venezuela. En declaraciones durante un encuentro con migrantes venezolanos en un comedor popular en Cúcuta donde se acumula la ayuda, Smolansky expresó la esperanza de que todo lo que ha sucedido en las últimas semanas sea “el principio del fin”.

Mientras el torbellino político venezolano se prolonga, los aliados de Juan Guaidó, que ha sido reconocido por medio centenar de países como el presidente legítimo del país, esperan que el concierto masivo y el esfuerzo por ingresar la ayuda marquen un punto de inflexión en el que se consolide un gobierno de transición. Pero Maduro no ha mostrado indicios de ceder, y varios analistas han advertido que cualquier cosa que suceda en los próximos dos días pudiera no arrojar una victoria definitiva para ninguna de las partes.

"Pienso que uno de los objetivos del gobierno es confundir la situación, posiblemente crear algún tipo de caos que haga verse mal a la oposición”, dijo Phil Gunson, un analista del Crisis Group con sede en Caracas, sobre el concierto rival de Maduro. “Es una guerra de propaganda”.

Branson aceptó respaldar el concierto este mes tras ser contactado por Guaidó, Leopoldo López _ un líder opositor bajo arresto domiciliario _ y otros. E empresario colombiano Bruno Ocampo dijo que el magnate británico está tan comprometido con entregar la ayuda humanitaria a los venezolanos que va a quedarse en el lugar hasta el sábado para asegurarse de que la comida y los suministros médicos cruzan la frontera.

Branson se ha fijado como objetivo recaudar 100 millones de dólares en 60 días, siguiendo el ejemplo del concierto Live Aid de 1985 que recaudó fondos para aliviar una hambruna en Etiopía.

En menos de 24 horas “vamos a presenciar algo histórico”, aseguró Ocampo.

No es la primera vez que los artistas utilizan la música para tratar de distender la situación en la frontera entre los dos países. En 2008 se realizó el concierto Paz Sin Fronteras cuando un diferendo diplomático atrajo al ejército venezolano hacia la frontera. Este se realizó en el Puente Internacional Simón Bolívar, por el que 33.000 personas cruzan diariamente a Colombia.

Seiscientas toneladas de ayuda, en su mayor parte proveniente de Estados Unidos, se encuentran desde hace dos semanas en un depósito en el llamado popularmente Puente Internacional Tienditas. Mientras millones de venezolanos huyen del país, y los que se quedan sufren la escasez de alimentos y antibióticos, Maduro niega que exista una crisis. Sostiene que la ayuda es un complot del gobierno de Donald Trump para derrocarlo. El ejército ha colocado un camión cisterna y dos grandes contenedores sobre el puente para impedir el paso.

“¿Por qué Donald Trump no ayuda a los 40 millones de pobres que hay en Estados Unidos?”, se preguntó Maduro hace unos días.

Días después de que Branson anunció su concierto, el gobierno de Maduro dijo que no solo realizaría su propio festival sino que entregaría 20.000 cajas de alimentos para colombianos pobres en Cúcuta el viernes y sábado. El jueves por la tarde, los organizadores del concierto en Colombia efectuaban pruebas de sonido, mientras que en Venezuela, trabajadores sentados en sillas de plástico conversaban y escuchaban música folclórica transmitida por pequeños parlantes.

Pasando junto al puente en su bicicleta, el estudiante universitario Frander Dueñas dijo que esperaba entrar clandestinamente a Colombia para asistir al Venezuela Aid Live de Branson porque le gustan los músicos anunciados.

Los artistas que se están presentando

Los artistas españoles Alejandro Sanz y Miguel Bosé actuarán en el Concierto en Colombia junto al dominicano Juan Luis Guerra, los colombianos Carlos Vives y Juanes, y el puertorriqueño Luis Fonsi. También se han presentado Maluma, Maná, Ricardo Montaner, Nacho, Paulina Rubio, Reik, Alesso, Carlos Baute, Danny Ocean y Jos´€ Luis Rodriguez "El Puma" y Fonseca, entre otros.

En contrapartida, el gobierno de Maduro anunció conciertos el viernes, sábado y domingo, en el otro extremo del mismo puente.

Los participantes del concierto en la parte venezolana de la frontera, llamado “Hands off Venezuela” (Manos fuera de Venezuela) son entre otros los artistas Omar Enrique, Omar Acedo, Las Chicas del Can, Hanny Kauan, Banny Kosta, Armando Martinez, Cristóbal Jiménez, Alexánder Viana, Pedrito Sandoval y Maira Castellanos.

Ex Pink Floyd Roger Waters critica concierto en frontera con Venezuela

El exbajista y líder de la legendaria banda inglesa Pink Floyd, Roger Waters, criticó al multimillonario Richard Branson por promover un concierto de recaudación de fondos para ayuda humanitaria destinada a Venezuela y dijo que sólo era un intento de Estados Unidos de tomar el control del país.

Las críticas de Waters, un reconocido activista, surgen cuando el gobierno del presidente Nicolás Maduro y la oposición encabezada por su líder Juan Guaidó, a quien gran parte del hemisferio Occidental y países europeos califican como el legítimo presidente venezolano, miden fuerzas en la frontera con Colombia con sendos conciertos previstos para el fin de semana.

Branson organiza un show el 22 de febrero en este lado de la frontera para recaudar unos 100 millones de dólares en ayuda humanitaria para Venezuela, donde el gobierno de Maduro anunció el lunes que realizará, también en la frontera, conciertos y entregará cajas de comida a precios subsidiados el 22 y 23 próximos.

"Nada de esto tiene que ver con ayuda humanitaria, todo esto tiene que ver con que Richard Branson (...), esta trabajando para el plan de Estados Unidos, que no es otro que tomar control de Venezuela", dijo Waters, de 75 años, en un video de 2,16 minutos divulgado el martes por la televisión estatal venezolana.

Un portavoz de Virgin, que maneja las preguntas de los medios de comunicación para Branson, dijo en un comunicado que "Richard está ayudando a crear conciencia sobre la crisis en Venezuela y recaudar fondos muy necesarios a través de este evento (...) Esto no es una declaración política y Estados Unidos no está involucrado en ningún aspecto" en el concierto.

Intérpretes como Alejandro Sanz, Nacho, Luis Fonsi y Maluma ya confirmaron que actuarán en Colombia, en un evento que sus promotores comparan con el concierto mundial "Live Aid" de 1985 del cantante irlandés Bob Geldof para recaudar fondos para el alivio del hambre en Etiopía.

Waters agregó que tenía amigos que "están ahora en Caracas, y hasta ahora no hay guerra civil, no hay violencia y tampoco hay asesinatos, no hay señales de supuesta dictadura, no hay encarcelamiento masivo de opositores, no hay eliminación de la prensa, nada de esos está sucediendo, a pesar que esa es la historia que se nos está vendiendo al resto del mundo".

"¿De verdad queremos que Venezuela se convierta en otro Irak o Siria o Libia? Yo no quiero eso y eso tampoco es lo que quiere el pueblo venezolano", agregó Waters, quien habló en inglés, mientras en la pantalla se ven subtítulos en español en el video grabado en blanco y negro.

Richard Branson responde a Roger Waters: No sabe de lo que habla

El multimillonario británico, quien organizó el Venezuela Aid Live que se desarrolla hoy, reaccionó a las críticas del ex Pink Floyd, quien lo acusó de "apoyar el plan de Estados Unidos de tomar el control del país".

Richard Branson, respondió a las críticas por parte de Roger Waters, luego de que éste lo acusara de apoyar el plan de Estados Unidos de tomar el control de Venezuela.

En una entrevista con CNN que ofreció este miércoles, magnate británico fundador del grupo Virgin dijo que “Waters no entiende qué sucede en Venezuela, es uno de los pocos músicos en el mundo que no sabe lo que habla”, a propósito del concierto benéfico que se desarrolla hoy en la ciudad fronteriza de Cúcuta, en Colombia para reunir 100 millones de dólares que irán en ayuda a la nación.

Branson es el creador y presidente de la británica Virgin, grupo que cuenta con más de 350 empresas. Actualmente está entre las 400 personas más ricas del mundo, y es el duodécimo millonario de Reino Unido, según la revista Forbes. Su patrimonio está estimado en 4.100 millones de dólares en este momento, y vive en un complejo de lujo en las Islas Vírgenes Británicas, Necker Island, que compró en 1978 por 180.000 dólares.

El británico es quien está detrás de este concierto. En entrevista con CNN explicó que el día del concierto coincide con la fecha en la que despegará una de sus naves espaciales, cuyo lanzamiento se ha visto retrasado. "Tengo que elegir y mi decisión es ir a Cúcuta, creo que es muy importante para la gente de Venezuela y siento que estaría defraudando a muchos si no estoy allí".

(La Jornada, agencias)

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers