Violentas protestas en Ecuador contra Lenin Moreno por extradición de Assange

Publicado el

Varios cientos de personas protestaron este martes en Ecuador contra el gobierno del presidente Lenín Moreno, en una marcha que derivó en choques con la fuerza pública que acordonaba los alrededores de la casa de gobierno. La protesta convocada por sectores afines al ex mandatario Rafael Correa (2007-2017), ex aliado de Moreno, también reclamó por el retiro del asilo al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, quien estaba refugiado en la embajada ecuatoriana en Londres desde 2012.

A pesar de los enfrentamientos, la policía aún no reportaba heridos ni detenidos.

"¡Urgente, urgente, se busca presidente!", gritaban los manifestantes mientras caminaban desde un parque en el norte de Quito hasta el centro histórico, donde se encuentra el palacio de Carondelet, sede del gobierno.

Cerca del palacio, los manifestantes, que ocuparon unas siete cuadras, se enfrentaron con palos contra los policías que custodiaban los alrededores. Los uniformados respondieron con gases, espuma, perros y caballos.

"Aquí esta la gente que está indignada por la firma de la carta de intención (con el Fondo Monetario Internacional), lo que va a profundizar la crisis económica y social", dijo a la AFP Virgilio Hernández, un ex diputado del partido de Correa.

Agregó que el gobierno de Moreno "ha convertido al país en una vergüenza mundial al entregar a un asilado", en referencia a Assange.

Los manifestantes también llevaban carteles con las leyendas "fuera Moreno" y "FMI=pobreza, desempleo y privatización". Otros lucieron máscaras con el rostro del fundador de WikiLeaks, que fue detenido en la legación ecuatoriana tras el retiro del asilo. Quito también le revocó a Assange la nacionalidad ecuatoriana otorgada en 2017.

Cargando una larga cruz de madera sobre su hombro, William Rivera caminó hasta el centro de Quito para reclamar por el acuerdo que firmó Ecuador con el FMI, que en marzo pasado aprobó un crédito por cuatro mil 200 millones de dólares para la nación sudamericana.

Lo que " indigna es que este gobierno le perdona a los ricos sus deudas y nos quiera poner a los pobres todo el peso", comentó Rivera, abogado de 50 años.

De su lado, René Aguilar, ingeniero mecatrónico de 30 años que usaba una máscara de Assange, expresó su preocupación por "los despidos" y "el desempleo".

Es un gobierno que "se ha vendido al fondo" y que "traicionó a un ciudadano ecuatoriano, ahí está (el caso de) Julian Assange".

(La Jornada, agencias)

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers