Baltasar Garzón llama a que chilenos en el exterior ejerzan “una presión organizada” ante violaciones a los DDHH

Publicado el

Un colectivo chileno se reunió con el juez español que ordenó la captura de Augusto Pinochet en Londres en 1998 para expresarle al magistrado la preocupación por los más de 100 casos de violaciones a los Derechos Humanos denunciados por el INDH ante Amnistía Internacional.

Ya son 120 las denuncias cifradas por el INDH ante violaciones a los Derechos Humanos, de las cuales 106 corresponden a querellas de distinto tipo; cinco son por homicidio cometidos por agentes del Estado; y 94 son por tortura, de las cuales 18 tienen una connotación sexual.

Desde España, el ex Juez Baltasar Garzón se reunió con siete representantes chilenos, residentes en España, en las sedes de su fundación FIBGAR (Fundación Internacional de Baltasar Garzón), en Madrid.

El comité chileno expuso su preocupación ante las ascendentes cifras presentadas por el Instituto Nacional de Derechos Humanos desde el 18 de octubre de este año.

En una misiva publicada el pasado 24 de octubre y dirigida al presidente Sebastián Piñera, Garzón expresó su descontento con la situación en Chile.

“Sepan que las violaciones de los Derechos Humanos que se están cometiendo y los crímenes perpetrados en contra de la población civil, esta vez no quedarán en la impunidad porque, además de la Fiscalía de Chile y del Instituto Nacional de Derechos Humanos, existe la Jurisdicción Universal, existe la Corte Penal Internacional, el Sistema Interamericano de Derechos Humanos y una comunidad internacional atenta y vigilante, que no permitirá que en Chile se vuelvan a repetir los horrores del pasado”, escribió.

La misma retórica se mantuvo durante la reunión con el comité chileno, que se extendió por más de una hora en las sedes de la fundación de Garzón. En ella, el jurista insistió con la necesidad de mantener un constante diálogo y organización entre chilenos residentes en Europa, con la intención de “de presionar a nivel internacional y comunicar al mundo las aberraciones que han estado ocurriendo durante los últimos días y que se vieron incrementadas durante los Estados de Emergencia y toques de queda, donde se han denunciado violaciones, torturas, desapariciones, detenciones ilegales y muertes”.

(CNN, agencias)