Bolsonaro dio positivo al test de coronavirus

Publicado el

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, anunció este martes que dio positivo al coronavirus y que está tomando hidroxicloroquina y acitromicina. Bolsonaro se sometió al test en la noche del lunes, según un comunicado de la presidencia.

Finalmente, se confirmó este mediodía que el presidente brasileño Jair Bolsonaro, de 65 años, dio positivo al test de coronavirus al que se había sometido ayer, después de padecer fiebre, tos y dolores musculares. Minutos antes de que se confirmara su diagnóstico, el mandatario, reconocido en el mundo por su escepticismo ante la pandemia, brindó una entrevista de prensa , desconociendo de nuevo las medidas de distanciamiento social recomendadas en medio de la crisis sanitaria.

El líder populista ha desafiado a menudo las directrices locales, como usar mascarillas en público, incluso después de que un juez le ordenó hacerlo a fines de junio. También ha criticado las normas de distancia social respaldadas por la Organización Mundial de la Salud.

"Fui muy criticado por las medidas tomadas y mis posiciones en relación a la covid-19", se quejó el mandatario ante algunos periodistas, sin respetar el distanciamiento y apenas utilizando un barbijo para evitar la propagacción del virus. Minutos antes había recibido el diagnóstico positivo para la covid-19, en el cuarto examen al que se sometió desde el comienzo de la pandemia. La edad de Bolsonaro lo ubica entre los pacientes de riesgo frente al coronavirus.

“Todos sabían que llegaría a una parte considerable de la población tarde o temprano. Fue positivo para mí”, se defendió el Jefe de Estado del país latinoamericano más comprometido ante la pandemia. Brasil es uno de los países con mayor número de infectados del mundo, concretamente el segundo. Registra 1.623.284 infectados y contabiliza 65.487 muertes,

De acuerdo al mandatario, se le realizará nuevamente un test para verificar que el resultado arrojado haya sido el correcto. Ayer se conoció que Bolsonaro estaba tomando la cuestionada droga cloroquina ante un aumento de fiebre considerable, que había llegado a los 38 grados.

El ultraderechista, quien desde el primer momento dijo que el coronavirus era una "gripecita" inflada por los medios de comunicación, se mostró más de una vez en manifestaciones y actos públicos sin barbijo y sin respetar las medidas de distanciamiento social. Este sábado, inclusive, publicó fotos en las redes sociales en las que se lo ve con la cara descubierta junto a varios ministros y al embajador de Washington en Brasilia, durante un almuerzo de celebración del Día de la Independencia de Estados Unidos.

En materia de políticas públicas contra la Covid-19, el mandatario se limitó a pedir cuantas veces pudo la reactivación económica, a cuestionar la pandemia y a presionar a los gobernadores para que levantaran las cuarentenas en sus estados. En este último punto fue la Corte Suprema la que le impidió llevar adelante decisiones unilaterales que dejaran sin efecto las medidas contra la propagación del virus.