Guaidó avala los contactos de Canadá con Cuba para buscar una salida a la crisis de Venezuela

Publicado el

Justin Trudeau, primer ministro canadiense, refrenda su apoyo al político venezolano y subraya la necesidad de hallar medidas para encontrar una solución de forma pacífica, según informa este martes el diario español El País.

Ottawa ha sido la más reciente escala de Juan Guaidó, el líder de la oposición venezolana, reconocido como presidente interino por una cincuentena de países. Este lunes, Guaidó se reunió con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, y el ministro de Exteriores, François-Philippe Champagne. Los canadienses refrendaron su apoyo a Guaidó y subrayaron la necesidad de hallar más medidas para resolver la crisis de Venezuela de forma pacífica; una de ellas consiste en incluir a Cuba, principal aliado regional de Nicolás Maduro, en las negociaciones. La gira del político venezolano ha buscado reactivar la presión internacional contra el chavismo. El Gobierno de Canadá ha impuesto diversas sanciones al régimen chavista.

Guaidó aterrizó en Ottawa, capital canadiense, la noche de este domingo y fue recibido por Orlando Viera-Blanco, su representante oficial en el país norteamericano, y por Mona Fortier, ministra de Prosperidad de la Clase Media y ministra asociada de Finanzas. Pocas horas antes, el primer ministro Trudeau había difundido un comunicado donde destacaba el "coraje y liderazgo" de Guaidó para "ayudar a restablecer la democracia en Venezuela".

François-Philippe Champagne contó que había conversado vía telefónica con Gustavo Meza Cuadra, el canciller peruano que dirige el Grupo de Lima, respecto a medidas suplementarias para encontrar una solución a la crisis venezolana. “Debemos pensar en el próximo paso”, señaló Champagne, y comentó que Canadá contactará a algunos países que pueden ayudar en esta tarea. Uno de ellos es Cuba. Guaidó reconoció que el régimen cubano puede ser “parte de la solución”. Sin embargo, subrayó que, hasta el momento, La Habana solo ha apoyado al Gobierno de Maduro.

Leer articulo completo en el sitio de El País.

El Parlamento Europeo pide aumentar la presión sobre Maduro

En el Parlamento Europeo Guaidó fue acogido el pasado jueves por representantes de varios grupos políticos, donde cuenta con especial apoyo entre los grupos de centro derecha. Hace una semana, la Eurocámara aprobó una resolución en la que pedía a los Estados miembros que dejen de tomar tiempo y aumenten la presi´on sobre Maduro.

Pero hasta ahora, las sanciones adoptadas por Bruselas contra 25 funcionarios venezolanos no han dado resultados.

"Las sanciones no son sufientes, no, pero tienen que aplicarse con más profundidad y a más personas", afirma Jordi Cañas, eurodiputado del grupo Liberal. "Hay que presionar al régimen y evidentemente es un régimen que controla el poder".

Juan Guaidó ha salido clandestinamente de Venezuela para iniciar una gira internacional, poco después de que las fuerzas del orden le impidieran su entrada en la Asamblea Nacional. Unos hechos que fueron inmediatamente condenados por la Unión Europea.

Pero Bruselas sigue apostando por la vía del diálogo. "Lo que tiene que hacer la Unión Europea es apoyar al pueblo venezolano y una salida democrática, justa, con elecciones presidenciales que permitan salir de la situación actual y sobretodo hacer frente a la grave situación humanitaria que vive Venezuela", explica Javi López, del grupo Socialista.

La Unión Europea reconoció a Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela, pero la operación fracasó y Nicolás Maduro sigue en el poder. Desde entonces, el impulso europeo ha perdido fuelle.

Gira en España

Guaidó cerró en España su gira europea para recabar apoyos en la lucha por el cambio en Venezuela. El líder opositor, reconocido como presidente interino por cerca de sesenta países, se reunió en Madrid con la ministra española de Exteriores, Arancha González Laya. La cita fue muy criticada por la oposición conservadora, que considera que debió recibirlo el presidente del Gobierno, el socialista Pedro Sánchez.

Más tarde, en la puerta del Sol, rodeado unos 5.000 compatriotas, Guaidó se dirigió a los millones de venezolanos que han abandonado el país en los últimos años:

"Solo les pido una cosa: unión. Se que hemos cometido errores, lo sé. Lo reconozco. Pero es más las oportunidades que tenemos. Miren, unidos, juntos vamos a lograrlo. Empujando en una dirección", afirmó.

Se estima que unos 300.00 venezolanos viven en España. La abrumadora mayoría llegó en los últimos dos años y muchos no aparecen en los registros por tener doble nacionalidad.

"Ustedes no están solos. Vamos a lograr el cambio. Van a tener todos sus derechos. Cuando quieran regresar a Venezuela van a poder hacerlo", les prometió el "presidente interino".

Guaidó, que recibió las llaves de la ciudad de manos del alcalde conservador, José Luis Martínez-Almeida, se abstuvo en todo momento de criticar el "desaire" de Pedro Sánchez, que ahora gobierna en coalición con la formación de izquierda radical Unidas Podemos. De hecho, el líder opositor venezolano recordó que el anterior Ejecutivo de Sánchez fue el primero en reconocerle como presidente interino de Venezuela y afirmó que pronto será él quien reciba al mandatario español en el Palacio de Miraflores, la sede del Gobierno venezolano.

(El País, Euronews, agencias)