La Comuna de Oslo está considerando prohibir la venta de bebidas alcohólicas en todos los establecimientos públicos de la capital

Escrito por HANS DAHLE
Publicado el

El Ayuntamiento de Oslo ha adoptado este viernes nuevos estatutos que permiten la prohibición de la venta de bebidas alcohólicas en todos los establecimientos de la capital. La mayoría de estos sitios ya han cerrado, tras la aprobación de las nuevas normas de emergencia impuestas días atras por las autoridades.

"Me alegro, pero hay algunos lugares que siguen abiertos que no respetan las medidas impuestas para prevenir la infección", ha declarado el líder del concejo municipal Raymond Johansen. Agrega que "No vamos a imponer esta prohibición ahora, pero si los establecimientos que aún permanecen abiertos no respetan las reglas - que estaremos controlando rigurosamente este fin de semana, nos vemos obligados a aplicar la ley y cerrar todos los establecimientos que aún siguen abiertos.

Johansen señaló que Næringsetaten (la instancia comunal de control de establecimientos púbicos) ha llevado a cabo en los últimos días una serie de controles. Muchos bares y restaurantes no cumplen con las reglas y ayer se controlaron 250 lugares, indicó en la conferencia de prensa del viernes.

Especificamente se refirió a las normativas que aconsejan mantener un mínimo de un metro de distancia entre las personas. Estas medidas son reiteradamente ignoradas, reveló el líder del municipio y dijo que le darán a los restaurantes una última oportunidad antes de dar las ordenes de cerrar.

Los reglamentos vigentes dicen que solo los sitios que sirven comida pueden estar abiertos. Estos lugares deben cerrar a las 21:00 horas , lo que significa que la venta de bebidas alcoholicas deben de parar a las 20:30 hrs. Como anunciado, a partir del viernes, se reforzará el control los bares, cafés y restaurantes.

A la pregunta de cuánto tardaría en dar la orden de cerrar un establecimiento, el líder del Ayuntamiento respondio así:

"Junto con la policía y Næringsetaten, un sitio puede ser clausurado en media hora".

Durante la conferencia Johansen precisó que todos como sociedad debemos trabajar firmemente para frenar la infección.

Cuando se le preguntó sobre la posibilidad de imponer un toque de queda en Oslo, respondió:

"Espero que no necesitemos un toque de queda. Para eso es importante que los ciudadanos sigan rigurosamnete los consejos del Instituto de la Salud Pública (Folkehelseinstituttet), recalcó Johansen.