El consumo de alcohol cambió en los primeros meses de la pandemia

Publicado el

Cuando Noruega "cerró" en los primeros meses de la pandemia de COVID-19, muchas personas cambiaron sus hábitos de consumo de alcohol. Así lo demuestra un estudio reciente del Instituto Nacional de Salud Pública (FHI).

Casi 1 de cada 3 personas (29,9%) informó que bebía menos, mientras que casi 1 de cada 6 (13,3%) informó que bebía más. Las mujeres, los jóvenes y los habitantes de Oslo habían cambiado su consumo de alcohol con más frecuencia.

– Aquellos que tenían un bajo consumo antes de la pandemia eran más propensos a beber menos, mientras que aquellos que tenían un alto consumo antes de la pandemia fueron los que más a menudo informaron que han bebido más durante la pandemia, dice Jørgen Bramness, investigador del Instituto Nacional de Salud Pública.

Las razones más comunes para beber menos fueron: menos compañía con amigos y visitas menos frecuentes a restaurantes, bares o cafés. Las razones importantes que se dieron para beber más fueron: necesidad de darse un gusto con algo bueno y menos consecuencias prácticas al beber más.

El estudio se basa en una encuesta realizada a una muestra nacional de 1.200 adultos.

Fuente: Folkehelseinstituttet, FHI (Instituto de Salud Pública)

Traducido por Yanina López.